Preocupa al Frente Amplio los costos politicos que se puedan pagar por las irregularidades en Turismo y la compra de una chacra, hechos que investiga la Justicia Penal

Si bien la dirigencia del Frente Amplio de Salto defiende en todos sus tèrminos la gestión del exintendente Ramón Fonticiella, admiten que se pagará un alto costo político por las “desprolijidades” cometidas.

Ante la Justicia Penal de nuestro departamento, se han presentado tres denuncias que involucran a las autoridades de la anterior administración de gobierno. Varios dirigentes y exintegrantes del gobierno frenteamplista han declarado ante la Justicia por las irregularidades constatadas por el Tribunal de Cuentas de la República en la Oficina de Turismo de la Intendencia y la compra de una chacra a un primo hermano del exintendente Carlos Gabrielli, dos días antes de que asuma la actual administración.

Varios dirigentes del Frente Amplio fueron consultados por 10 Minutos y manifestaron su total confianza en la Justicia. Cuestionaron a la dirigencia del Partido Colorado por entender que utilizan estos temas para sacar rédito político. De todas formas, aseguran que “el Frente Amplio de Salto pagará un alto costo político por todos estos hechos que investiga la Justicia Penal”.