Positiva experiencia del primer curso de agricultura familiar de Intendencia en la ciudad

Finalizó el primer ciclo de cursos de agricultura familiar que la Intendencia brinda en forma gratuita y para todo público en la casona de piedra del parque Benito Solari. La actividad dirigida por la oficina de Medio Ambiente, resultó altamente positiva, según expresaron los participantes.

 

La coordinadora del área en la comuna, Marisel Calfani, señaló que hubo gran respuesta de la gente, asistiendo con entusiasmo y cero falta a las clases. El grupo tuvo diversidad, integrado por gente con experiencia en cultivos, profesionales de distintas áreas, amas de casa, por ejemplo.

 

Las clases se hicieron muy dinámicas y el balance de hacer el curso de agricultura familiar en huertas orgánicas por primera vez en la ciudad, fue muy favorable y la demanda superó las expectativas, agregó.

 

Calfani destacó el buen ambiente de trabajo entre alumnos y docentes y el entorno paradisíaco del parque Solari, que permite prácticas de campo, que resultan muy instructivas para el aprendizaje.

 

Ya hay inscriptos que colmaron los cupos para los dos meses siguientes. Quienes se inscriban desde ahora, ingresarán en los cursos que se dictarán en noviembre. A tales efectos, comunicarse telefónicamente al 47340249 o dirigirse a la casona de piedra del parque Benito Solari.

 

Marisel Álvarez (ama de casa), de Montevideo, felicitó a la Intendencia por la iniciativa que definió como fantástica, por la oportunidad de aprender en forma práctica, sencilla, con conceptos bien explicados, fáciles de asimilar y de aplicar, dijo.

 

Señaló la calidad docente y el asesoramiento de profesionales, para enseñar a preparar la tierra, a sembrar, controlar plagas y obtener plantas más sanas, saludables y productivas, enfatizó.

 

Como madre, consideró que esos conocimientos le permitirán abaratar costos del presupuesto familiar, incluir una dieta sana para los hijos y manejar mayor variedad de verduras, en beneficio de la salud de todos.

 

Destacó que puede realizarse en espacios reducidos, por ejemplo en apartamentos y trabajar en familia. Además demandó un futuro curso sobre frutales, e invitó a participar de una actividad muy disfrutable, concluyó.

 

Marcelo Cattani (fotógrafo profesional), dijo que fue una enriquecedora experiencia, una alternativa para cambiar el estilo de vida, empezar a comer mejor, y volver a la antigua forma de cultivo orgánico como lo hicieron los antepasados, aseveró.

 

Es una mejora a la calidad de vida consumiendo alimentos caseros y una posibilidad de ahorrar, dijo. Al tiempo que invitó a que otros se animen a aprender a vivir mejor y trasladarlo luego a los hijos y familiares. Finalmente destacó el marco de tranquilidad que el parque Solari ofrece a la actividad.