¿La biología o la bajeza política?

Por Luis Pablo Bonet

Soy habitual lector de las columnas de sr. Modesto Llantada Fabini, porque, como periodista que soy, aunque no comparta algunas de sus expresiones, me interesa leer a  quien sabe expresarse de forma escrita.  Por eso, ayer domingo leí su columna referida a la demagógica propuesta del diputado Andrés Lima. Pero me llamó la atención cuando este columnista expresa livianamente que el diputado Rodrigo Goñi…” se ha sumado anunciando que “acompañará la propuesta”, y realmente es algo que colma la medida”. Más adelante expresa que…”debieran saber ambos legisladores que la iniciativa en cuestiones tributarias (se trata de disponer una rebaja en la recaudación) corresponde al Poder Ejecutivo, y nada pueden hacer desde el Poder Legislativo.”

Es de extrañar para mi, que el mencionado columnista, habitual a utilizar la ironía en sus comentarios, no haya percatado esta modalidad en las expresiones de Goñi.

Es singular que con su fina pluma y sus años de trayectoria periodística, le otorgue falsas intenciones al diputado Rodrigo Goñi.

No le voy a sugerir a Llantada Fabini que relea la columna de opinión de Goñi el pasado sábado en Diario Cambio donde desde el título queda más que claro el contenido y la posición del diputado blanco: “TARIFAS DE UTE: ¿POSIBILIDAD O DEMAGOGIA?”.

Tampoco voy a cometer el atrevimiento de solicitarle que escuche nuevamente la audición emitida en Radio Arapey el pasado viernes, en la cual no solo se determina la posición de Goñi sino que además, describe una situación similar vivida con una propuesta de Lima sobre aumento diferencial de las Jubilaciones más bajas realizada a fines del 2012 y que fue tan o más demagógica que esta.

Digo que no voy a pedirle que relea o escuche nuevamente porque supongo que dicho columnista, antes de opinar erróneamente sobre la opinión de Rodrigo Goñi, habrá leído y escuchado su opinión. Si no lo hizo, claramente se comprende su brutal error y digno sería de su parte, salvar el desliz. Pero como estoy seguro que si lo hizo, solo me cabe pensar que el sr. Llantada Fabini escribió lo que escribió por dos motivos. Uno porque la biología ya le está jugando mal y su capacidad de interpretación debe estar siendo afectada. Y dos, porque lo hizo con una clara y alevosa mala intención política, baja por cierto, muy baja.

Sin ser médico, no percibo en dicho columnista problemas atribuibles a la biología. No me asombra llegar a la otra conclusión.