Justicia ordenó la clausura preventiva de Uber en Argentina

La Justicia de la ciudad de Buenos Aires ordenó este viernes la clausura preventiva de la web y aplicaciones de Uber en Argentina, tras la polémica por el reciente desembarco de la empresa de transporte de pasajeros en la capital del país suramericano, informaron fuentes judiciales.

La medida resuelta por la jueza Claudia Alvaro, titular del juzgado 16 en lo Penal, Contravencional y de Faltas de Buenos Aires, estará limitada “al estricto ámbito” del territorio porteño, “hasta tanto la empresa se adecúe a la normativa” de la ciudad.

Según el sitio web del poder Judicial porteño, Alvaro instó al Ente Nacional de Comunicaciones a que “arbitre las medidas necesarias para que sean ejecutada por los prestadores que brindan el servicio a Internet” para que las plataformas digitales de Uber sean bloqueadas.

Para la magistrada, el obrar de Uber por fuera del marco reglamentario porteño en materia de transporte “constituye una actividad riesgosa que pone en peligro la seguridad pública, por cuanto es desarrollada sin control ni supervisión del Estado”.

“Los usuarios de la firma Uber se encuentran desprotegidos por cuanto estarían contratando con un servicio de transporte de pasajeros que no se encuentra habilitado, cuyo conductor no posee licencia de conductor profesional y que no cuenta con un seguro acorde a la actividad”, agregó la jueza.

Los responsables de Uber sostienen que, en su rol de “intermediario tecnológico” entre usuarios y chóferes, cumplen con el Código Civil y Comercial argentino.
En tanto, el Gobierno porteño, a cargo de la liberal Propuesta Republicana (Pro), apoya al gremio de taxistas y mantiene su postura de “hacer cumplir la ley vigente”.