Gobierno habilita nuevo IMAE en Montevideo; cirujanos a cargo responden al Partido Comunista

 

Profunda indignación causó al norte del Río Negro la confirmación de que el Gobierno Nacional decidió habilitar un nuevo Instituto de Medicina Altamente Especializada (IMAE) cardiológico en Montevideo, más concretamente en el Hospital Militar.  

Mientras el norte del país sigue esperando una definición concreta del Poder Ejecutivo, las fuerzas vivas del departamento han comenzado a reunirse nuevamente para poner en práctica una nueva estrategia de movilización para que el Gobierno Nacional escuche el reclamo de los departamentos del norte del país.

Diario El Observador publica hoy que, cuando médicos y políticos critican que el Ministerio de Salud Pública (MSP) haya habilitado un IMAE cardiológico en el hospital Militar, siempre hacen referencia a la necesidad que tiene la población que vive al norte del río Negro, donde no hay ninguno de estos centros, y por ende, los pacientes terminan siendo derivados a Montevideo. Cuestionan, en definitiva, que se dé luz verde a uno que no es tan necesario y se aplace el IMAE donde más urge.

En la capital, además de los cinco privados, hay un IMAE que funciona en el sector público hace más de 30 años: el del Hospital de Clínicas.

Allí, el Fondo Nacional de Recursos (FNR) financia los estudios de hemodinamia, las angioplastias y las cirugías cardíacas. Además, el gobierno venezolano otorgó US$ 4 millones que se usaron para la infraestructura y el equipamiento del Centro Cardiovascular Universitario. En definitiva, los potenciales pacientes del IMAE del hospital Militar –que cuenta con la aprobación del MSP, pero aún el FNR estudia si le dará cobertura financiera–, ya tienen un centro semejante en el subsector público.

“Es un disparate”, advirtió a El Observador el director del Hospital de Clínicas, Víctor Tonto. “Las decisiones, cuando se sustentan sobre todo en aspectos más políticos que técnicos, llevan a hacer disparates o superponer recursos que el Estado ya tiene invertidos”, sentenció el jerarca.

Tonto agregó, además, que la decisión del gobierno de ignorar al Clínicas y optar por el Militar responde a “intereses espurios”, aunque prefirió no ahondar.

Es que el gobierno no ha podido explicar con contundencia por qué decidió habilitar otro IMAE en Montevideo. Los cirujanos que estarán a cargo son del Partido Comunista, al igual que el exministro de Salud Pública Jorge Venegas (que estaba al frente del MSP cuando se aprobó el centro) y la actual ministra, Susana Muñiz. Uno de ellos, incluso, es sobrino del secretario general del PCU, Eduardo Lorier.

Muñiz dijo el martes en un almuerzo de ADM que el centro cardiológico del hospital Militar “dará sustento” al de Tacuarembó y “formará los recursos humanos, que hoy están bastante limitados en cirugía cardíaca”. El gobierno “ha dado su palabra” de que el IMAE en Tacuarembó se concretará, dijo Muñiz, pero se está analizando su “sustentabilidad”.

Malos resultados

Más allá de los millones ya invertidos en el Clínicas, el IMAE del hospital universitario tiene capacidad ociosa. Según los datos oficiales, en 2011 se realizaron 82 cirugías cardíacas. En el FNR informaron a El Observador que el mínimo necesario para lograr un estándar de calidad es entre 250 y 300 cirugías anuales.