Emergencia sanitaria por leishmaniasis: trabajo y compromiso de la Udelar Salto

Entre las acciones de extensión universitaria y de asumir un compromiso real con la población, un equipo integrado por docentes y 20 estudiantes de Facultad de Veterinaria de la sede Salto de la Universidad de la República, se encuentran trabajando en un plan de detección de leishmaniasis en perros, en la ciudad de Salto, así como de difusión de medidas preventivas entre la población.

A diario se recorren diferentes zonas de la ciudad tomando muestras de sangre en la población canina, la cual luego es analizada en laboratorios de la sede universitaria local en Salto y se procesan los datos a nivel central de Facultad de Veterinaria en Montevideo. En paralelo se realiza una encuesta epidemiológica y se trabaja en la difusión de medidas preventivas hacia la población. Esto permite un monitoreo permanente de la presencia de casos de Leishmaniasis en perros, lo que llevara al Ministerio de Salud Pública a declarar la emergencia sanitaria en Salto.

Los docentes que guían el intenso trabajo de estos días destacan el compromiso de los estudiantes especialmente en el “contexto de emergencia” en que se encuentra Salto.

COMPROMISO DE DOCENTES
Y ESTUDIANTES

La Dra. Zully Hernández es docente del Área de Parasitología de la Facultad de Veterinaria Udelar; mientras que el Dr. Eduardo Supparo es docente de la misma Facultad, pero integra el Área de Salud Pública, más específicamente la Cátedra de Medicina Preventiva y Epidemiología.
Ambos pertenecientes a la sede Salto de la Udelar, se encuentran trabajando intensamente en el marco de las actividades que en nuestra ciudad se están llevando adelante luego de la declaración de Emergencia Sanitaria por casos positivos de leishmaniasis.

El fuerte compromiso asumido por la Universidad de la República ha permitido la integración de sus profesionales con las demás Instituciones vinculadas con el tema. Además de los Doctores Hernández y Supparo, docentes de Facultad de Veterinaria han venido diseñando un plan de trabajo, el cual se ha intensificado en los últimos días y el pasado mes de noviembre se han incorporado unos 20 estudiantes.
En base a una propuesta curricular presentada por el cuerpo docente, los estudiantes que se sumaron a estas tareas reciben formación teórica mediante la modalidad de curso optativo y obtienen créditos para su carrera realizando trabajo de campo. Esto permite el compromiso de los estudiantes con el problema, reciben información y tienen experiencias que en otros momentos de la carrera es más difícil de obtener.

“Es importante destacar el interés y compromiso de nuestros estudiantes; pero también destacar el fortalecimiento que se da de la relación docente/alumno, alumno/docente; en un acompañamiento mutuo con respeto y teniendo en cuenta las jerarquías. Este proceso es de destacar en este contexto de emergencia que se da y en el cual participamos” indicó el Dr. Supparo.

“Esta enfermedad requiere la participación interinstitucional. Esa es la única forma de quizás poder vencerla o al menos enlentecer su proceso normal”. Valorando que la Facultad de Veterinaria, “tanto aquí como en Montevideo, juegan un papel muy importante. No solo por prestar sus instalaciones, ya que nuestro laboratorio permite analizar y diagnosticar en perfectas condiciones, sino también brindamos orientación, sugerencias y asesoramiento a través de una Comisión que se ha formado a nivel Cenur Litoral Norte”, expresó Supparo. La Universidad formó parte del diseño de la estrategia de trabajo y actualmente asesora el Ministerio de Salud Pública.

La Dra. Hernández nos explicó el trabajo que se está realizando actualmente a diario. “De acuerdo al plan diseñado se va al terreno, se toma muestra de sangre del canino, luego se identifica la muestra, llegamos al laboratorio y tras completar una planilla con todos los datos de identificación, se procede al análisis concretamente. El diagnóstico se basa en medir anticuerpos en el suero de las muestras, a través de la técnica de inmunocromatografía. El resultado que arroja puede ser positivo o negativo, e inmediatamente se informa a Montevideo”.
Los estudiantes concurren al lugar del muestreo a realizar encuestas epidemiológicas y a brindar información a la población, mediante entrega de folletos.

LA IMPORTANCIA DE LA UDELAR
EN LA REGIÓN

Cómo se venía previendo, los docentes universitarios destacan la importancia de la presencia de la Universidad en la región desarrollando todas sus funciones y particularmente frente a estos casos, de la existencia de laboratorios que permiten trabajar sobre los problemas emergentes in situ.

Los docentes de Facultad de Veterinaria en Salto en poco tiempo, esperan que el laboratorio que se utiliza pueda ser aprobado por el Ministerio de Salud Pública como referente para los demás Médicos Veterinarios. “Queremos que sea un laboratorio de referencia para veterinarios particulares para que los casos sospechosos puedan estudiarse acá y eso sea sin costo, gracias a kits para análisis rápidos que estarán llegando a la brevedad. Es muy importante esto para la lucha contra esta enfermedad y también para acercar a los profesionales a la Universidad” indicó Supparo.

Para finalizar, ambos colegas coincidieron en la importancia de continuar por el camino de la prevención, del trabajo que se viene realizando, para que lo que hoy es un problema animal no pase a ser un problema humano porque allí es más difícil de controlar y las consecuencias son evidentemente mayores.