EL REGRESO DE WILSON

20160528_113051-1-2 (1)Por Pablo Bonet, Agrupación “Por la Huella de Wilson”, lista 180, Partido Nacional.

 

Fue un hecho histórico que marcó un antes y un después. La llegada de Wilson al país, un 16 de Junio hace ya 32 años atrás fue un hito de la resistencia a la dictadura. Wilson fue y será el abanderado de la lucha contra el gobierno cívico-militar desde el exilio.

Su regreso significó ponerle nuevamente el pecho a las balas y enfrentarse a quienes años atrás lo mandaron matar junto a Gutiérrez Ruiz y Michelini.

Wilson Ferreira Aldunate era en aquel momento, el dirigente político más popular del país y por consiguiente el más temido por la ya decadente dictadura.

Su cárcel y prescripción fue la clara señal del miedo de los dictadores a que su presencia en las tribunas políticas significara que “el caballo del comisario” perdiera las elecciones.

Wilson nunca se agachó ante los dictadores, ni antes del golpe, ni durante la dictadura ni durante su cárcel.

Toda una enseñanza política, un enorme ejemplo del poder del caudillo. Eso fue Wilson, un caudillo. Alguien que, con su sola presencia, marcó la huella del significado del ser blanco y nacionalista.

Hoy recordamos aquel día de su regreso, sus brazos y sus dedos en V saludando a quienes quedaron en el barco, su sonrisa firme y contagiosa, segura y transparente.

Ese día, Wilson nos demostró con su ejemplo que a los problemas hay que enfrentarlos, que de nada sirve esconderse cuando el desafío llama a la lucha, que la huella se traza andando para delante y no estancado.

Hoy recordamos a ese Wilson, que está presente día a día en la lucha y la militancia de cada blanco. Recordamos a quien nos mostró que el país necesita de dirigentes políticos que estén en la línea de batalla y no a seres que se escondan abajo del paraguas del Estado para beneficios personales.

Con 180 años de vida política, con una militancia que se renueva y se fortalece permanentemente, con una presencia electoral fuerte a lo largo y ancho del país y con un cúmulo de principios y valores compartidos, hoy, el Partido Nacional, nuestro Partido Nacional, SU Partido Nacional es cada día más el espacio de los Defensores de las Leyes y de quienes dejan Todo Por la Patria.

Es un orgullo y un gran desafío el transitar la Huella que nos ha marcado. Es un honor ser parte de este partido que lo identificó, es un compromiso permanente no abandonar esa senda. Wilson regresa todos los días.