25 de mayo de 2017 (Por el Dr. Andrés Lima)

El 25 de mayo del año pasado concurrimos a la Dirección Nacional de Trabajo acompañados por el secretario general de la comuna, Lic. Fabián Bochia, para, ante las autoridades de la misma repartición estatal, firmar ante los representantes del gremio de Adeoms un acuerdo que englobaba mejoras para los trabajadores de la Intendencia, pero que en su cláusula novena rezaba lo siguiente.

Limitación de la facultad de designación directa. A partir del 1 de junio de 2017 el intendente se compromete a no efectuar ninguna contratación directa de personal. Los ingresos serán exclusivamente por concurso o sorteos según corresponda el caso.

Esto en su momento fue presentado como un avance pero quizás pasó desapercibido. Hoy cuando desde el movimiento Autoconvocados se reclama al Estado seguridad jurídica y generar ahorros entre otras cosas no designando funcionarios es bueno refrendar lo que hicimos primero en una resolución y luego ante el gremio para finalmente refrendarlo ante la Dirección Nacional de Trabajo. Esto es inédito en Salto, y más visto lo que pasó en el período anterior, pero a su vez es una manera de entender y asumir los reclamos de toda la ciudadanía.

A su vez debemos decir que todas las designaciones directas de este período se van al finalizar el mismo por lo que no le vamos a dejar ninguna mochila ni generar presiones al próximo gobierno. Lo que hacemos lo refrendamos en resoluciones, no en discursos lindos para la tribuna. Acá las cosas se dicen, se hacen y se firman y si no que lo desmientan.

A su vez le damos seguridad jurídica al trabajador que saben que no va a tener un compañero nuevo todos los días llegando incluso a no tener espacio en las oficinas.

Esto también va en consonancia con el pedido de la gente, de las fuerzas políticas. No nos adelantamos, al contrario, hicimos lo que sabíamos había que hacer, una vez más pensando en la gente, en los proveedores de la Intendencia.

Finalmente queremos decir que esta medida fue como proyecto de decreto a la Junta Departamental pero no tuvimos suerte y no lo votaron. Sus razones tendrán, pero a nosotros no nos quita nadie la alegría de haber actuado hace un año como hoy todos reclaman. Y está escrito.