Listos para jugar el partido

Por Nicolas SantAnna: Soy un trabajador incansable, quizás sea una de las características de mi personalidad que más puedo resaltar. Siempre puse lo mejor de mí en todas las cosas que hago. Soy esposo, padre de familia, amigo, hermano, hijo, tío, pero sobre todas las cosas soy orgullosamente salteño y como todos ustedes, quiero lo mejor para mi departamento.

Estudié, me preparé para poder desempeñarme en la vida con conocimiento y en el error o en el acierto, siempre puse toda la carne en el asador para que las cosas salgan de la mejor manera posible.

En mi vida me pasaron muchas cosas, tuve muchos amigos y tengo otros nuevos cada día, con los que aprendo y comparto experiencias. Pero sobre todas las cosas, veo, observo, escucho y analizo. Por eso ahora voy a intervenir.

No quiero seguir quejandome en el mostrador y pensando que las cosas que pueden hacerse para que Salto mejore y vuelva a ser el lugar en el que crecí, no puedan concretarse. Me sumé a un gran equipo de mujeres y hombres que están dispuestos a dejarlo todo, para que Salto avance, progrese y se desarrolle.

Estamos seguros que todos somos responsables de las cosas que pasaron, porque a la historia de las sociedades, la escribimos juntos, con nuestras acciones y con nuestras omisiones, pero la pasividad y la crítica por deporte, no nos conducen a nada.

Necesitamos salir a la cancha y jugar el partido, ofreciendo nuestras mejores ideas, la capacidad de los salteños no tiene límites, hemos sido capaces de lograr lo que muy pocos en nuestro querido país han podido, tenemos aspectos singulares que hablan de la grandeza de este rincón del litoral, y nuestra gente es su mayor valor, un tesoro que debemos cultivar con alegría, brindando oportunidades y positivismo.

Por eso, junto a Germán Coutinho, un político de peso que nos ha defendido a muerte donde se corta la torta y que tiene más ganas que nunca de tener una segunda oportunidad para hacer las cosas bien, y poner a Salto donde tiene que estar, yo voy a trabajar para que eso sea realidad, porque no voy a dar nada por perdido. Y con equilibrio y la capacidad de nuestro equipo, voy a dar lo mejor para lograr el cambio posible.

Deja Tu Comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.