Aquellos valores, ésta vigencia (Por el Dr. Álvaro Lima) Baluarte Progresista. Lista 800. FA

El pasado sábado aquí en Salto, el Frente Amplio rememoró, el hito referencial del primer acto público masivo de hace cuarenta y siete años atrás ocurrido un 26 de marzo de 1971. Aquella vez, en la explanada de la comuna capitalina, Líber Seregni presentaba algunas premisas básicas que definirían el accionar de la fuerza política.

El trabajar con predilección, por las comunidades más vulnerables y desfavorecidas, en consonancia con el legado artiguista, la nacionalización de la banca y la reforma agraria; fueron algunas prioridades señaladas cuya vigencia y esfuerzo sigue movilizando las políticas de gobierno.

Nuestro jefe comunal, en una oratoria de once minutos, precisa y clara, sin estridencias y emoción equilibrada; se refirió a algunos valores esenciales que han caracterizado el obrar de la fuerza política.

Antes y ahora, esas máximas le han otorgado crédito de confianza ante tanto voto en préstamo que persiste; le permitieron llegar hace casi tres lustros para transformar el Uruguay.

En primer término, resaltó la gratitud. Un debido agradecimiento hacia la fuerza política que con el aporte electoral de otros dos postulantes; pudo reconquistar el gobierno para un Departamento devastado hacia mediados del 2015.

Este intendente necesita de su Frente Amplio, y no menos cierto es que, la organización política precisa de su máximo exponente administrativo y ejecutivo local; para mantenerse gobernando. Nadie debería de perder de vista esta coyuntura recíproca. De otra manera, la pendiente se presentará empinada.

La honestidad guía al actual equipo de gobernanza. No dudó ni un ápice, cuando denunció a los ediles, entonces frenteamplistas; por presuntas acciones ilícitas. Aún con la fatalidad de perder la mayoría en el legislativo o administrar Salto sin presupuesto propio.

El accionar de la justicia determinará si esas presunciones se vuelven condena judicial. La comunidad espera por la claridad del veredicto y nosotros de igual manera.

Se consolida diariamente el valor de la austeridad. El presupuesto de salarios en su equipo de directores, ha descendido considerablemente. No se cobran compensaciones políticas ni sobre sueldos, no existen las sub – direcciones, disminuyeron los viáticos, los cargos de confianza y designaciones culminan su vínculo con el actual mandato.

Este gobierno de Salto, dijo el jefe comunal, actúa con solidaridad. Brinda servicios sociales en interés general, se sensibiliza con las básicas necesidades. Hizo mención a la Unidad de ómnibus y su incipiente y sólido posicionamiento. A los convenios con las empresas privadas de transporte que cubren los cinco mil kilómetros de caminería rural para trasladar a los estudiantes a los liceos de Masoller, Colonia Lavalleja, Rincón de Valentín, Constitución, San Antonio o la UTU de Belén.

Destacó, asimismo, a los múltiples planes de viviendas, a las intervenciones en algunos barrios de nuestra ciudad como Ceibal, Calafí, barrio Artigas o Cerro entre otros.

Antes de finalizar, reflexionó acerca de las acciones de inclusión. La experiencia de los estudiantes realizando pasantes en la comuna, personas con capacidades diferentes que encontraron su oportunidad, los adolescentes en infracción a la ley penal que por resolución judicial; cumplirán con servicios comunitarios buscando la reparación.

En definitiva, el compromiso con la población se demuestra en la constancia, en la firmeza y en la convicción de que portando esos valores; todo resultará más llevadero.

Y eso es lo que trae, a éste equipo de gobierno de Salto, la paz de encontrarse consigo mismo.